martes, abril 12, 2011

Pornografía de la violencia... A SERBIAN FILM

 
Director : Srdjan Spasojevic
Año : 2010
Reparto : Sergej Trifunovíc, Srdan Todorovíc, Jelena Gavrilovic

"Milosh es un ex-actor porno que dejó su carrera para casarse y llevar una vida normal, lo que ha conseguido junto a su mujer y su hijo pequeño. Pero la sombra de la estrella que fue y la escasez de dinero planean sobre su cabeza. Es entonces cuando le llega la oferta de Vukmir, un director interesado en rodar una película con él, pero que no le dá mas datos sobre el tipo de film que desea realizar; pronto, Milosh se verá inmerso en una enfermiza pesadilla que cada vez vá mas lejos... "


Uffff, pues vamos a ver como comento la película sin reventar demasiado el argumento, por que cuesta bastante explicar que algo te ha parecido horroroso sin poder dar los detalles que llevan a esa conclusión. Más aún cuando es un film que viene ya rodeado de polémica ( se ganó la fama de "la película de la escena" ) por su prohibición en San Sebastián y no creo que quede nadie que no haya oído hablar de ésta película, pero bueno..
 
A ésta no le aventuro nada bueno.....

La idea de un ex- actor porno retirado que pasa sus días bebiendo, recordando sus proezas y  que acepta la propuesta de un misterioso ( y perturbado ) director para recuperar su antiguo estatus no es mal punto de arranque. Pero pronto ese aire de normalidad desaparece y se empieza a advertir que la película va a ir por otros derroteros. Y vá lejos, si, mucho mas lejos de lo que a priori podríamos sospechar. Vemos que hay algo raro desde el momento que por allí pulula una menor de edad que no parece preocuparse de nada, aunque a su en teoría madre la zurren y se la calzen delante de sus narices; también vamos observando que al pobre Milosh lo están drogando con viagra para que resulte más agresivo y pierda el control, cosa que hace.
Tenemos algunos respiros cuando la mujer y el hijo aparecen en escena, aunque el hermano de Milosh ande pululando cerca de ellos y teniendo fantasías sexuales con la mujer. Poco después, el protagonista siente que se está metiendo en la boca del lobo y cuando tiene oportunidad de ver ciertas cintas se dá cuenta realmente de hasta donde puede llegar la depravación humana.


El matrimonio protagonista

Hay cosas de agradecer en el film, entre ellos las interpretaciones. Srdan Todorovíc dá vida a Milosh, que carga con el peso del film a nivel físico y también a nivel emocional ; un actor que resulta convicente en todas las fases que sufre su personaje , por lo que es totalmente creíble. Un poco menos bien está  Sergej Trifunovíc, quien  puede resultar un pelín histriónico en ciertos momentos, tendiendo a la exageración.  Jelena Gavrilovic es la mujer de Milosh, correcta sin grandes sorpresas.

Milosh  absoluto protagonista de un film controvertido


Yo reconozco que a mí me impactó bastante, y eso que tengo el culo pelado de ver escabechinas... pero claro, ésto no es una escabechina cualquiera, no. Aunque sangre hay, que conste; hay muchas escenas desagradables, de esas que hacen que tengas ganas de apartar la vista, y no solo me estoy refiriendo a la "escena".Si, esa "escena" realmente resulta aberrante, pero la del final tampoco tiene nada que envidiarle, ¿eh? Es pornografía pura y dura, pero de la violencia. 
 
La escena final, no apta para estomagos delicados

No escasean las escenas de sexo, aunque está claro que no han sido hechas para excitar a nadie ( creo yo, vamos... ) sino más bien para provocar asco y que nos horrorizemos por lo que se nos está mostrando. Y funciona. "A serbian film" es una patada en el estómago, un torture porn que se aleja de lo común, pero que no por ello resulta menos efectivo, una película dura de ver ( hay incontables escenas susceptibles de que se atraganten... la muerte de la mujer en la cama, la de la amiga de Milosh, el enfermizo final .... ) y no apta para todos los estomagos.

Creo que es la primera vez que digo esto, pero... no la recomiendo a nadie. Puede herir la sensiblidad fácilmente.

1 comentario:

El Especialista Mike dijo...

A mi me pareció una película bastante mediocre que lo único que tiene a su favor es el revuelo que montó en su día y que le supuso toneladas de publicidad gratuita gracias a la polémica y al boca a boca. Por lo demás, chapucera y vacía de casi cualquier valor cinematográfico que le queramos buscar.

Y dicho esto, que conste que no estoy a favor de la censura y la persecución a la que fue sometida A Serbian Film.

Yo tampoco la recomendaría a nadie, en parte porque no es apta para todo tipo de público y también, cómo no, porque me pareció cine chusquero y barato que no aporta nada y que sólo busca crear lo que consiguió: polémica.